miércoles, 5 de octubre de 2011

Pequeños grandes mejoras cotidianas de EEUU

Recientemente he estado en USA por motivos de trabajo y hay una serie de inventos que me han encantado y creo que deberíamos importarlos a la de ya. Por supuesto, también tienen cosas que no me gustaría importar, pero eso daría para otro artículos distinto.

Cortesía de la página de los Sres. Partitions & Accesories
  • Doble papel higiénico. ¿Harto de quedarte sin papel? Ésta es la solución. Siempre tienes un rollo entero. Si se gasta un rollo de repente, empiezas el otro y cambias el gastado. Por supuesto, ésta es una gran idea para casa, pero con lo amigos de la barbarie que son muchos españoles, en los bares sólo serviría para que el suelo estuviera más lleno de papel desperdiciado. A partir de hoy, esto es un must en mi futura casa. Y no todos los diseños son como el de la foto, podéis ver muchos más pinchando aquí.
  • Subtítulos de calidad (hasta en los anuncios). La televisión en USA lo subtitula TODO. Con todas sus letras. ¿Los programas en directo? Subtitulados (con unos segundos de retraso, pero subtitulados). No sé si lo hacen máquinas o personas (supongo que personas, porque antes de cada frase indican quién la está diciendo, o puede que un buen programa que reconozca distintas voces) ¿Los anuncios? ¡SUBTITULADOS! Alucinaba al verlo. En España estamos orgullosos por las maravillas que hemos conseguido gracias a la industria del doblaje (y no lo dudo), pero nos queda mucho por avanzar en temas de subtitulado.
Foto cortesía del Sr. SuperStock
  • Nombres de las calles en los semáforos. ¿Cuántas veces has ido por la calle, conduciendo, intentando encontrar la plaquita de la esquina que dice en qué calle estás y distinguir qué pone en ella? Es un peligro, además de una incomodidad. La solución es algo antiestética pero terriblemente útil: poner el nombre de las calles que cruzan en los semáforos. En EEUU lo pone en todas las intersecciones, y así no hay manera de perderse. ¿Tan difícil es?
Foto cortesía del vendedor de bolsas "Sr. DuroBag"
  • La comida para llevar. En absolútamente TODOS los restaurantes te ponen comida para llevar. En España, se pueden contar con los dedos de una mano. Pero es que, además, y ésto es lo que me encanta, lo que te sobra en el plato puedes pedir que te lo pongan para llevar. ¿Que no puedes más en ese momento? No lo dejas en el plato (a mí me remuerde la conciencia por tirar comida): te lo llevas para después. Haces lo mismo que en casa: lo guardas en la nevera y lo reaprovechas. Has pagado la ración entera, ¿no? ¿O pagas en función a lo que comas? ¿Desventajas? Igual la gente no se lo quere llevar, pero, oye, es optativo. Y seguro que más de uno lo aprovecharía. Si tuviera un restaurante, tengo claro que pondría carteles que dijeran "si no puedes con todo, te ponemos el resto para llevar".
Foto de cortinas de la web del Sr. HouseToHome UK
  • Pesos en las cortinas del baño. He averiguado que ésta mejora no es algo exclusivo de EEUU, pero en España no lo he visto nunca, aunque al parecer los venden en ferreterías. Y lo veo muy útil. A mí me suele ocurrir que las corrientes de aire producidas por el agua de la ducha levantan la cortina y, a veces, te la pegan a las piernas. Por las opiniones que leo, a más gente también le pasa. Por supuesto, es mejor solución una mámpara, pero también es más caro. Y demasiado peso puede ser contraproducente. También he leído que con el peso de unas conchas de playa es suficiente, pero venden pesos para poner e, incluso, cortinas con el peso metido en la tela.
    Creo que esos son los cuatro imprescindibles, el top. ¿Qué os parecen? ¿Defenderíais alguno? ¿Echáis alguno en falta?

      0 comentarios:

      Publicar un comentario

       
      ;